Desvirtuar la Feria
13/05/2017

La Feria de los dos sábados se quiere vender como un éxito en base a unos datos usados de forma tendenciosa. Es cierto que este año hubo más gente algunos días en comparación con el anterior, pero no es menos cierto que el año pasado llovió y por tanto que no es un referente a tener en cuenta. Es posible que el público venido de Madrid por su festividad autonómica haya contribuido también a estas cifras pero es una mera casualidad, porque no siempre va a caer la Feria en 1 de mayo ni mucho menos será puente.

Pero el alcalde ha querido sacar pecho de su proyecto de Feria ampliada usando datos de visitas. Lo que no se ha dicho es lo que ha supuesto de más a las arcas públicas este aumento (policías, autobuses, limpieza, etc) teniendo en cuenta que los ingresos han sido los mismos porque las tasas de casetas y parque de atracciones fueron las mismas que cuando la feria era de menos días. Es decir, mas gastos y menos ingresos y solo un factor puntual del puente del 1 de mayo. Con estos argumentos ya bastaría para dar marcha atrás, pero hay otro mas. Es la desvirtualización de la fiesta. No podemos permitir que la Feria acabe siendo un parque temático de gastronomía, cante y baile. Eso no es la Feria. La Feria es un lugar de encuentro. Es trasladar tu casa -de ahi caseta- por unos días al recinto para recibir y compartir con los amigos. Es así de sencillo. Convertir la Feria en una atracción como Isla Mágica es cargarse la Feria. Este año muchos hemos visto como no sabíamos ni siquiera cuando estaban los amigos en la caseta ya que los forzados cambios de costumbres han provocado el desencuentro en muchas ocasiones.

Si el alcalde Juan Espadas quiere reformar la Feria hay sin duda muchos aspectos mejorables, pero uno de ellos sin duda no es alargarla en el tiempo. NO se trata de cantidad sino de calidad. Hay que buscar fórmulas para ampliar en lo que se pueda el número de casetas e incluso de volver a plantear el debate del traslado. O incluso la caseta para los turistas puede ser una buena forma de aportar reformas a la Feria, pero hacer de la fiesta una prolongación forzada y antinatural no es el camino.

Jaime Bretón es abogado y militante del PP.
Analista político en diversos medios de comunicación.
@jaimebretonbesn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*