Viejos y aterrados
26/10/2016
Ojú, que vejez nos espera… La hucha de las pensiones se acaba en menos de lo que tarda un estudiante podemita en organizar un “scrache”; el gobierno plantea trabajar a la par que se cobra la pensión de jubilación; la reducción de población es ya sistémica y su envejecimiento un hecho natural e irreversible.