ENTREVISTA

Concha Prieto: “El flamenco y las peñas, necesitan que los protejan, no que los tutelen”

Sevilla Directo - 08/02/2018 07:15:16
Concha Prieto / Foto: Ana Somoza.
ANA SOMOZA | Concha Prieto es candidata a la presidencia de la Federación Provincial de Sevilla de Entidades Flamencas en las elecciones de este domingo. Podría ser la primera mujer en acceder al puesto.

Nació en el barrio de Amate, rodeada de flamencos de la talla de Antonio Farruco y en el seno de una familia aficionada al cante. De casta le viene al galgo. Estudió Filología Románica y  ejerció como profesora en la Universidad de Toulouse a mediados de los años ochenta, una experiencia tan gratificante que casi la convierte en ciudadana francesa para los restos. Pero regresó, y de vuelta a España su vida dio un giro de ciento ochenta grados. Las letras se convirtieron en números al cambiar las aulas por la banca, primero como trabajadora del banco Hispano y del Santander más tarde, donde estudió finanzas y donde permaneció más de dos décadas. Su fuerte compromiso con el flamenco la lleva ahora a dar un paso adelante en su labor dentro del mundo asociativo, presentando su candidatura a la presidencia de la Federación Provincial de Sevilla de Entidades Flamencas, en la que ha ejercido durante los últimos cuatro años el cargo de secretaria. Si las peñas apoyan su nombramiento, el próximo domingo, Concha Prieto hará historia al convertirse en la primera mujer que se postule como presidenta y que encabece la institución sevillana.

Es usted una aficionada activa del flamenco, ¿cómo comienza su relación con las peñas?

Mi relación comenzó de pequeña acompañando a mi padre, primero fue con los grupos de aficionados al flamenco en nuestro barrio y en el barrio de Triana, luego fueron peñas y festivales. En Francia también conocí a un grupo de aficionados, profesores algunos como yo, que se reunían en el Centro Español donde impartía clases de baile “La Joselito”, una bailaora española muy mayor y donde compartíamos tertulias de temas flamencos muy interesantes. Ya en Sevilla, años más tarde, cuando tuve que dejar mi actividad laboral, comencé a frecuentar algunas peñas flamencas, y terminé siendo socia de cuatro de ellas: La Fragua de Bellavista; Cantes al Aire, de Triana donde luego fui presidenta; Torres Macarena y Tomares. A raíz de mi gestión en Cantes al Aire conocí a José María Segovia y me ofreció que ocupara el cargo de secretaria en la Federación, puesto que he venido desarrollando desde hace cuatro años.

¿Y qué le ha llevado a presentar una candidatura independiente y no seguir en la de José María Segovia, que también concurre a las elecciones del próximo mandato?

El convencimiento de que ya es hora de renovar el cargo de presidente. Segovia lleva en el puesto casi dieciséis años, llevando a cabo un concepto de gestión que es demasiado presidencialista. Se han hecho cosas buenas, pero también otras que a mí, y a los otros compañeros que me acompañan en mi candidatura, no nos parecen correctas. Por ejemplo, la opacidad en asuntos como la presentación de proyectos, en la que nosotros no participamos porque todo lo decide él. Lo hará con su mejor intención, no lo sé, pero cuanto menos no se ajusta a lo que se recoge en nuestras normas vigentes, que son profundamente democráticas. En 2017 sólo nos hemos reunido cuatro veces. Y los proyectos ya los traía hechos de manera unilateral. La contratación de los artistas y su selección también las lleva él personalmente.  Las consultas con el total de miembros de la junta directiva, las suele hacer a posteriori.  Yo quiero transparencia y a veces, aunque soy la secretaria, me topo con un muro.

Hay, entonces una ruptura en la junta directiva por disparidad de criterios.

Sí, absoluta. También nos preocupa la relación que mantiene con la Confederación de Peñas de Andalucía. La Federación de Sevilla siempre ha abogado por la unidad de las ocho federaciones, pero en los últimos tiempos José María Segovia mantiene una actitud muy individualista y a la contra, justo cuando las otras siete federaciones andaluzas están más unidas. Y lo peor es que su postura no la consensua con el resto de la Junta Directiva y mis compañeros de candidatura y yo consideramos que es una postura muy perjudicial para la Federación de Sevilla porque va en contra de la concordia asociativa y de la unidad que necesitamos para defender a las peñas flamencas de Andalucía frente a los problemas que las acucian.

Mi propuesta para cambiar esa imagen de organización cerrada al público general es un programa de divulgación internacional

Dicen que el flamenco atraviesa sus mejores momentos, ¿está usted de acuerdo?

No será por la situación de las peñas, que subsisten a duras penas. No hay una regulación administrativa para sus locales, la mayoría mantienen sus puertas abiertas dentro de una laguna legal que corre riesgos preocupantes, ahí tiene usted el ejemplo de Torres Macarena, que fue precintada por el Ayuntamiento de Sevilla a instancias de la denuncia que formuló un vecino por ruidos. Ninguna peña flamenca tiene permiso para realizar actuaciones en directo, pese a que esa es la actividad principal y el alma de estas asociaciones. Las licencias de apertura que los ayuntamientos les conceden son para “bares de música y karaoke”, música grabada, claro. Es humillante que nos metan en el mismo saco. Si no se pueden hacer actuaciones en directo, ¿para qué vamos a existir? Es una contradicción, porque las mismas administraciones que subvencionan nuestras actividades, nos cierran luego los locales.

¿Y qué propone usted al respecto? Porque no parece que haya voluntad política en resolver esa situación. De hecho, no hay manera de poner en marcha la Ley del Flamenco, que serviría para proteger a estas instituciones.

Pues luchar para que se consiga, para que los políticos entiendan que el flamenco no puede ser Patrimonio Cultural e Inmaterial de la Humanidad, sin que dignifiquemos y protejamos la gran labor que hacen las peñas en la promoción del flamenco de base y en el mantenimiento de esta cultura. Y yo hablo de proteger, no de tutelar… La mayoría de las grandes figuras del flamenco comenzaron su relación con los escenarios en las tablas de las peñas flamencas. Somos nosotros, los peñistas, los que empujamos para que se sigan celebrando la mayoría de los festivales de flamenco; propulsamos en su día la creación de la Bienal; en nuestros locales se dan clases para los jóvenes, y aquí es dónde se crea la afición y donde se conservan las formas tradicionales.

Concha Prieto / Foto: Ana Somoza.

Concha Prieto / Foto: Ana Somoza.

Sin embargo, tienen poco tirón turístico, con la excepción de Torres Macarena, que recibe a mucha gente de fuera, en las demás el público es muy limitado. Da la sensación de que en las peñas sólo pueden entrar los socios…

Es cierto que las peñas parecen organizaciones muy cerradas, pero no es así. Todas tienen sus puertas abiertas al público que desee asistir a sus programaciones. Mi propuesta para cambiar esa imagen es un programa de divulgación internacional, porque tenemos que ir con los tiempos, tener presencia activa en las redes sociales, y promocionarnos a través de una página web profesional, que es algo que ahora no tenemos, ya que la que existe está muerta, a pesar de que nos sigue costando el dinero…  Abrirnos al mundo, en definitiva. Si nosotros salimos elegidos el próximo día 11, nos comprometemos a volver a preparar toda la documentación necesaria y a cursar la solicitud para que las peñas flamencas sean nombradas Bien de Interés Cultural, porque aunque hubo otros intentos nunca acabaron bien. Si conseguimos hacer realidad ese propósito, las peñas estarán protegidas por ley, y se abrirá el abanico de organismos a los que poder pedir subvenciones, pongo la lupa en Europa, que ha demostrado tener sensibilidad para el flamenco. Así, el turismo también nos tendrá como referentes.

¿De ser elegida la nueva presidenta de la Federación, qué otros cambios propone en su gestión?

Propulsar el cambio generacional, abrirle las puertas a los jóvenes para que formen parte de los equipos de gestión. Cambiar el círculo vicioso en la contratación de artistas y de los conferenciantes, que suelen ser siempre los mismos; potenciar la transparencia en los asuntos económicos; tener mejor informadas a las peñas y con más frecuencia, no solo una vez al año en la Asamblea General, porque hoy día hay medios para mantenerlas continuamente informadas; crear espacios para el diálogo y para la enseñanza a través de tertulias y de cursos; estar en contacto directo con todos los presidentes de las peñas para conocer sus problemas y ofrecerles un servicio de gestión y asesoramiento en aquellos asuntos en los que encuentren escollos legales o de otra índole; establecer canales de comunicación con otras estéticas artísticas que se relacionan con el flamenco;  y dignificar también la labor profesional de los artistas, que son la materia prima de este arte, sin los cuales, el flamenco sería un fósil.

Y la mujer, ¿qué papel tendrá en todo esto?

En mi equipo van cuatro mujeres, y en total seremos nueve miembros, por lo que la paridad se cumple casi a raja tabla, y no por ser políticamente correctos, sino porque son personas con mucha valía que podrán aportarnos sus cualidades para que mejoremos. Todas ellas son personas preparadas, amantes del flamenco, luchadoras empedernidas del mundo peñístico. Afortunadamente para la mujer, los tiempos han cambiado para mejor. Hay que fomentar que las mujeres peñistas tengan más presencia en las juntas directivas de las peñas porque es necesaria su participación en la toma de decisiones.

Quizá puede parecer que hay una traición a quién le dio la posibilidad de estar en la federación, ¿no?

En absoluto. Yo valoro y agradezco la labor de José María Segovia, pero necesitamos un cambio urgente y radical para el futuro de las peñas. Eso es lo que me mueve a dar este paso. Quiero aportar mi experiencia profesional y la adquirida en el mundo asociativo, para que el cambio nos ayude crecer y mejorar nuestra situación. Ese es mi compromiso y el de las personas que me acompañan en la candidatura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

ERROR: si-captcha.php plugin: GD image support not detected in PHP!

Contact your web host and ask them to enable GD image support for PHP.

ERROR: si-captcha.php plugin: imagepng function not detected in PHP!

Contact your web host and ask them to enable imagepng for PHP.